¿Qué es el mobbing o acoso laboral?

31 marzo, 2022 at 1:36 pm

que es el mobbing o acoso laboral

El acoso laboral, tristemente, es una realidad que está a la orden del día en muchos entornos laborales.

Los últimos estudios apuntan a que un 15% de los trabajadores en España sufren comportamientos amenazadores en el trabajo. Muchas veces por parte de sus compañeros, otras veces por parte de superiores…

Sea como sea, sufrir este tipo de acoso, puede perjudicar gravemente el bienestar de los trabajadores, llegando a generarles graves problemas de salud. Hoy te hablamos sobre el mobbing y cuáles son sus causas y síntomas.

Qué significa mobbing

Mobbing es uno de los términos que se utilizan al hablar de acoso en el trabajo. Es un término inglés que significa “acosar, intimidar, hostigar o acorralar en grupo”.

Por lo tanto, el mobbing o acoso laboral, es la situación que se da cuando un trabajador es acosado en el entorno de trabajo de forma continuada y constante, principalmente a través de violencia psicológica.

“Acción verbal o psicológica de índole sistemática, repetida o persistente por la que, en el lugar de trabajo en conexión con el trabajo, una persona o un grupo de personas hiere a una víctima, la humilla, ofende o amedrenta”. 

Organización Internacional del Trabajo

Tal y como podemos leer en la definición que da la OIT, el acosador mina la moral del trabajador y su autoestima, a través de la intimidación y la humillación, normalmente de manera sutil, sin testigos, para no ser descubierto.

Esta tensión en el entorno laboral, hace que el mobbing derive en problemas psicológicos y profesionales del trabajador que, generalmente, le generan trastornos como la ansiedad o la depresión.

Este tipo de acoso laboral puede ser de dos tipos:

  • Vertical. Cuando viene dado por parte del jefe u otros superiores jerárquicos del trabajador y cuyo objetivo suele ser la baja voluntaria del trabajador.
  • Horizontal. Cuando es causado por compañeros de trabajo. Normalmente por envidia o enemistad con la víctima.

Señales de que existe mobbing

Como hemos dicho antes, en los casos de mobbing, el acosador suele ser bastante sutil, por lo que no siempre es fácil detectar o, mejor dicho, demostrar el acoso laboral. 

Incluso, en muchas ocasiones, es la propia víctima la que se siente avergonzada y culpable de lo ocurrido, lo que le lleva a guardarlo para él solo.

No obstante, existen varias situaciones que denigran al trabajador y, si se repiten de forma continuada, nos ayudan a identificar el acoso en el trabajo. Hay muchas situaciones que pueden implicar acoso laboral, algunas de ellas pueden ser:

  • Menospreciar e infravalorar el trabajo de la víctima constantemente.
  • Ridiculizar o difundir falsos rumores sobre el trabajador.
  • Insultar, amenazar e intimidar a la persona en cualquiera de sus formas.
  • Sobrecargar de trabajo injustificado a la víctima y ponerle objetivos que son imposibles de alcanzar.
  • Dar a la víctima tareas menores y no trascendentales, que no tienen que ver con su cargo o capacidad profesional
  • Aislar e ignorar a la víctima, haciéndole el vacío como si no existiera.
  • No dejar que de su opinión.
  • Hacer difícil su trabajo ocultándole información necesaria, por ejemplo.
  • Poner horarios abusivos y privarlo de vacaciones.
  • Invadir la privacidad de la víctima revisando correos, teléfonos, documentos…

Para que exista mobbing es imprescindible que no sean acciones puntuales y que se den de manera continuada durante un tiempo prolongado. 

Síntomas del mobbing o acoso laboral

Al final, todos estos gestos y actitudes son formas sutiles de violencia psicológica que acaban minando la moral del trabajador, afectando a su autoestima y estado de ánimo. 

Algunos de los síntomas que puede presentar la víctima del mobbing son:

  • Autoestima baja
  • Estrés, ansiedad, insomnio, fatiga, irritabilidad y depresión.
  • Falta de confianza en sus capacidades profesionales, dando lugar al síndrome del impostor.
  • Sentimiento de culpabilidad y creencia que de verdad está cometiendo fallos en el trabajo realizado.
  • Somatización a través de enfermedades físicas, como dolores de cabeza, fallos de memoria, temblores o taquicardias.
  • Problemas en las relaciones sociales fuera del trabajo.

Esta situación de malestar hace que muchas veces el trabajador acabe solicitando la baja.

sintomas del mobbing o acoso laboral

Consejos para enfrentar el mobbing o acoso laboral

Si consideras que estás siendo víctima de mobbing, una vez has identificado que existe un problema de acoso en el trabajo, debes hacer frente al problema para cortarlo y que no siga afectando a tu salud. Para ello, es muy importante:

  • Documentar la situación. Registrar, si es posible, todas las agresiones recibidas (notas, correos, grabaciones, testimonios etc.)
  • Auto-control. Ante un ataque por parte del acosador, debemos poner en práctica técnicas de autocontrol, porque un ataque de ira o llanto, por ejemplo, puede empeorar la situación.
  • Proteger tus cosas. No dejar el ordenador con tu cuenta personal abierta, cajones con documentación bajo llave o no dejar propiedades a la vista que el acosador pueda utilizar en tu contra.
  • Compartir la situación. No sentir vergüenza, ni culpabilidad, ya que esto sólo dará más poder al agresor. Debemos contar nuestro problema e informar a superiores, otros compañeros o la familia.

Si la situación es incontrolable, es importante buscar ayuda profesional, tanto:

  • Asesoramiento legal, para realizar una denuncia de los hechos.
  • Ayuda psicológica, para recuperar de nuevo la confianza en ti mismo.

En definitiva, para ayudarte a superar un caso de mobbing, es necesario identificar el problema y compartirlo para no sentirte sólo y acorralado ante el acosador y recuperar la confianza dentro del entorno laboral.